Sábado 19 de Septiembre de 2020

Hoy es Sábado 19 de Septiembre de 2020 y son las 15:33 ULTIMOS TITULOS:

  • 15.9º
  • Soleado
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

POLíTICA

4 de septiembre de 2020

Con críticas al kirchnerismo, Juan Grabois justificó la toma de tierras: "Esas familias son víctimas, no culpables"

En medio del creciente temor por las tomas de terrenos en todo el país, y en especial en el Gran Buenos Aires, el dirigente social Juan Grabois defendió a aquellos que ocupan propiedades privadas y cuestionó a los dirigentes políticos que las consideran un delito.

“Esas familias son víctimas, no culpables. Llamarlos delincuentes es una bajeza moral y una claudicación ideológica”, sostuvo el coordinador del Frente Patria Grande y referente de la CTEP.

En un extenso texto titulado “Odio las tomas” y publicado en su cuenta de Facebook, Grabois sostuvo que “todo el sistema político, incluidos varios dirigentes del espacio político al que todavía pertenezco, se han apresurado a decir que las ocupaciones de tierra son delito”.

En ese sentido, sostuvo que esas afirmaciones “atentan contra la dignidad de familias pobres, desesperadas, que buscan un pedacito de tierra para dejar de padecer el hacinamiento, porque no pueden pagar más el alquiler de la piecita o porque directamente están en la calle”.

“Nunca se debe responsabilizar a los excluidos de sus propios padecimientos. Nunca se debe criminalizar una demanda social. El peronismo enseñó que donde hay una necesidad, nace un derecho… no un delito”, añadió.

En Guernica, una de las mayores tomas del país. Foto Maxi Failla© clarin.com En Guernica, una de las mayores tomas del país. Foto Maxi Failla

Grabois remarcó que “toda familia que se mete en un terreno lo hace por necesidad. No hay ninguna otra explicación”. “La acción de estas familias no es delito sino denuncia. Es el grito de los excluidos”, dijo.

“Yendo a las valoraciones legales”, aseguró que “ocupar no es usurpar, le guste o no a nuestros políticos”. “Si hay un pastizal abandonado, sin alambrar, y la gente entra, les guste o no señores, no hay delito. Ningún delito. El que dice que ocupar es delito miente. Hay en todo caso un problema de derecho civil”, señaló.

A la hora de enumerar “responsables”, apuntó “especialmente” a los “gobernantes y funcionarios, nacionales, provinciales y municipales, de todos los signos políticos, que tienen en sus manos la posibilidad de brindar una alternativa digna a las tomas, no solo para evitarlas, sino porque es justo y necesario”.

“¿Qué hicieron? Nada o muy poco. Siempre hay una excusa, algún argumento burocrático o una descarada indiferencia. No voy a nombrar a nadie pero ¿no deberían estos funcionarios condenar sus propias falencias e incumplimiento antes de reprender la conducta de las familias necesitadas?”, sostuvo.

El dirigente social afirmó que “la tarea que tienen por delante no es tan difícil. No es una central termonuclear. No es un satélite interestelar. Son cloacas. Son cables. Son caños. Son veredas. Es voluntad y empatía”.

“Hay fondos ¿Qué se ha ejecutado hasta ahora? Casi nada. ¿No debería la política reflexionar sobre su propia inoperancia antes de levantar el dedo acusador frente a la reacción de los desesperados?”, agregó.

Además, resaltó que los “400 barrios populares que hoy existen no salieron de un repollo. Fueron también ocupaciones; ocupaciones que se fueron consolidando y se transformaron en barrios. Ocupaciones que se produjeron con un promedio de 130 por año, unas diez por mes, durante todos los gobiernos desde que se tiene registro”.

Toma en el barrio Planeadores, en La Plata. Foto Nievas© clarin.com Toma en el barrio Planeadores, en La Plata. Foto Nievas

Según Grabois, “la tierra debería estar gratuitamente al alcance de todo el que la necesite”. “Es un bien de la naturaleza, no debería ser una mercancía. Nadie debería pagar para tener un lugar donde dormir”, argumentó.

“La lógica más elemental indica que si el Estado no garantiza un terreno para cada familia las tomas seguirán produciéndose. Es un hecho. Va a suceder”, sostuvo.

Si bien dijo que “odio las tomas”, señaló que “odio más el sufrimiento indecible de quien no tiene un techo o no puede seguir cohabitando en semejantes condiciones de hacinamiento. Por eso comprendo, los justifico, acompaño y defiendo a cualquier familia que se vea empujada a ocupar un pedazo de tierra”.

Por último, les dejó un mensaje a sus “compañeros del Frente de Todos”. “Nosotros no luchamos contra el macrismo para escuchar los mismos argumentos de antes, más o menos edulcorados. Tampoco para escuchar bonitas palabras pero ver nulas acciones”.

“Los funcionarios tienen que actuar ya; las obras no pueden seguir demorando. Las internillas no pueden seguir estando por delante de la gente. Y sobre todo, no puede ganarnos la ideología del descarte y la crueldad”, cerró.

COMPARTIR:

Notas Relacionadas

Comentarios

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!

Escribir un comentario »